Bárbara Grandío – actriz

 

“Hola, soy Bárbara Grandío y esto es Jackass. No, en realidad esto es ¡2020! Al pensar en él la primera palabra que se me viene a la cabeza es perdida. Hemos perdido a muchas personas por este virus; y desde eso, que es lo peor, hasta nuestra propia libertad. Todo el rato hemos jugado a no perder y nos toca seguir haciéndolo y cuidándonos, pero yo hoy voy a hablar de ganar, de cosas que me han sumado este año. Os dejo con mi resumen.

2020 arrancó con ganas. Tenía por delante estrenar por primera vez en cines una peli, y de la mano de Javier Fesser, uno de mis directores favoritos. Un cameo muy divertido en la serie XHOPB de HBO y la temporada 12 de serie La que se avecina, en la que mi personaje tiene una trama más importante que en todas las que ha tenido estos años, un subidón laboral, acompañado además de varias ofertas chulas.

El 12 de enero cumplí 37 años, ¡Qué bonito es crecer y hacerse mayor! Finales de enero y febrero grabé la segunda parte de la temporada 12 de LQSA en Madrid.

A primeros de marzo llegué a A Coruña y ya me quedé todo el confinamiento. Antes me hice una sesión de fotos con Cris Andina, fotógrafa maravillosa, y durante el encierro sólo intenté hacer pan una vez, pero no me salió; preferí dar clases de pintura online, estar con mis perros… También hice pendientes de arcilla con La Basita; sigo con ellos, mi mejor terapia, y parece que gustan.

Se cayó el estreno en cines de Historias Lamentables previsto para el 30 de abril. Cuando una puerta se cierra se abre una ventana; me ofrecieron narrar una serie desde casa, y así lo hice. Fue genial montar un estudio y empezar a locutar. Me fascina trabajar con la voz. Sigo con el estudio en casa haciendo trabajos chulos como Voiceover.

Tengo la gran suerte de ver el Atlántico desde mi ventana; desde ahí aplaudí a nuestros sanitarios con todas las ganas y la emoción del agradecimiento a su trabajo. Tras muchos años en Madrid, sin tiempo para venir a Galicia más que un par de veces al año, ver el océano cada día era la mejor meditación del mundo. Tanto es así que sigo viéndolo a día de hoy y solo me desplazo para rodar el tiempo que haga falta y me vuelvo. Ahora mi base es A Coruña.

Me he dado cuenta de que no me hice apenas fotos;  un par de selfies y poco más. Mi cuerpo y mi pelo se los cedo a los personajes. Empecé el año rubia, para la serie morena y lo termino pelirroja, eso sí está documentado.

Volver a ver a la gente querida con medidas de seguridad pero poder mirarles a los ojos fue lo mejor del año, en septiembre, en Caión. En octubre llegaron los estrenos. La peli se fue a Amazon Prime Vídeo y la serie a Telecinco tras su estreno en prime. En primavera si todo va bien llegará a cines. 

Y ahora se nos presenta una Navidad diferente; diferente pero especial. Lo importante es cuidarnos y cuidar. La nueva normalidad no es la vieja con mascarilla. Dicen que pusieron la primera vacuna a WILLIAM SHAKESPEARE. Espero que la coincidencia poética sea el comienzo del fin de la pandemia y las olas solo las veamos en el mar”.